sábado, 27 de noviembre de 2010

OMNIBUS: Hawaiian Dick

La idea que rondó mi cabeza cuando leí una sinopsis de Hawaiian Dick fue la misma que la primera vez que pedí una pizza con piña; no creo que funcione. Y es que mezclar serie negra, hawai, los años 50 y lo sobrenatural parece un poco difícil de digerir. Por suerte (igual que con la pizza), esta sensación tiende a desaparecer a medida que vas metiéndote en historia.

Como buen cómic negro, uno de los protagonistas es un antiguo policía caído en desgracia que empieza una nueva vida en Honolulu ofreciendo sus servicios como detective privado. Una mezcla entre Philip Marlowe y Nick Slaughter, a Byrd (el nombre del angelito) no le van muy bien las cosas. A su "encanto personal" se le une su tendencia a pasarse de listo con sus clientes, su amor desmedido por el alcohol y además es un "haole", un recién llegado, el último de la cola al que vas a llamar para lidiar con tus asuntos privados. Por suerte para Byrd su viejo colega del ejército siempre tiene tiempo para dedicarle y conseguirle trabajitos por los que la policía no movería ni las cejas. Mo Kamala es el típico ejemplo de inspector de los 50 demasiado acostumbrado a sacar a pasear los nudillos. Se mueve con soltura por la isla apretando a los tipos adecuados para luego soltarte una sonrisa de perdonavidas. En serio, este tipo hace que te preguntes que ha tenido que hacer Byrd para que le expulsasen del cuerpo. La última pieza del trío principal es Kahami, una guapa camarera que trabaja en un bar de cócteles y que va adentrándose en la vida de Byrd (en la de Mo ya llevaba tiempo) al mismo ritmo que su curiosa familia se mezcla en asuntos turbios con la mafia local. Todo este planteamiento, si bien atractivo, es noir bastante típico. Hasta que empiezan a cruzarse con furiosos espíritus tribales y ceremonias vudú que...



Clay Moore te sumerge en una época muy interesante de Hawai, poco después de la 2ª Guerra Mundial. Donde las nuevas mafias del continente se encuentran con la vieja mafia de los refugiados japoneses en una lucha por el negocio del juego y la droga. Moore consigue encajar una buena historia tocando todos los palos del género y meter por medio leyendas del folclore hawaiano sin que chirríe en ningún momento. Es interesante ver como carga la mayoría de la acción en el encuadre de las viñetas, como si fuera una película, dejando el diálogo para los momentos en los que de verdad se necesita.
A los guiones de Moore les surge una buena contrapartida en los lápices de Steven Griffin con un estilo simple en los trazos pero que marca muy bien las expresiones faciales y corporales de los personajes. Mención aparte merece el color (del que también se encarga Griffin), un coloreado digital que pasa de lo brillante y vivo a lo oscuro y sombreado de forma muy fluida. Siempre dejando ese regusto a pintura al óleo en los ojos. Decir, para terminar con esto, que por su trabajo a los colores en esta obra fue nominado 3 años consecutivos a los premios Eisner (lo más parecido a un Óscar que te pueden otorgar en la industria del cómic).

Se han publicado 3 volúmenes de Hawaiian Dick, el primero lleva el título de Byrd of Paradise (2003). Es el único que se ha publicado en España de manos de Planeta. El segundo, de título The Last Resort (2004), continúa con otra historia autoconclusiva. Mo, Byrd y compañía se verán atrapados entre la mafia italiana y la irlandesa en un hotel presumiblemente embrujado. Este tomo acumuló muchos retrasos que llevaron a que se terminase en 2006 ni más ni menos. El último acaba de terminar de publicarse en América y se llama Screaming Black Thunder. Parece profundizar un poco en el pasado de los protagonistas (ambos ex-combatientes de la Segunda Guerra Mundial) mientras intentan resolver el misterio que envuelve a un avión fantasma japonés. Los dibujos ya corren a cargo de otras manos, las de Scott Chantler. Como he dicho, en España tenéis el primer tomo a la venta bastante barato aquí. El resto, supongo, esperan una reedición de la colección completa por parte de Planeta para cuando se estrene una rumoreada película que lleva años en espera y cuya ultima fecha prevista es finales del 2011.

Os dejo el link a un torrent que he encontrado con los 2 primeros volúmenes, está en inglés, lo siento pero no hay nada en idioma patrio. Resumiendo, Hawaiian Dick es una obra muy recomendable para disfrutar de una historia noir un tanto atípica pero fresca, de rápido consumo y un tanto ácida (como la piña). ;)

6 comentarios:

  1. El dibujo me ha enamorado, voy a darle una oportunidad.

    ResponderEliminar
  2. También es lo que más me atrae.

    ResponderEliminar
  3. Pues a mi lo que más me atrae es la ambientación, nunca se me habría pasado por la cabeza algo como un hawai en los 50, ni sabía que tubiese tanta chicha con lo de las mafias y tal.

    He de buscarlo en español, que me han entrado ganas de leerlo.

    La entrada es bechamel, el redactor es todo un señor, pero el tema es sin duda un:

    Over 9000!

    ResponderEliminar
  4. Suerte, aún no me he rendido buscando, pero en español está bastante jodido, los links llevan fríos un año mínimo. De todas formas si pillo algo lo actualizo en comentarios. Gracias por la parte que me toca :)

    En los tomos recopilatorios americanos, sacaron material que espero que también incluyan cuando se reedite. Venían desde historias cortas, sketches, portadas alternativas, diccionario de términos hawaianos, recetas para hacerte un margarita o un sex on the beach y hasta recomendaciones de la banda sonora con la que acompañar la lectura del cómic.

    ResponderEliminar
  5. Quiero leerlo, pero me da miedo pedírtelo, que si lo hago fijo que no sacan los tomos que faltan en diez años. xD

    ResponderEliminar
  6. Sí, la verdad es que apesta un poco a New Universal.

    ResponderEliminar